¿Qué es la comida orgánica?

http://www.oem.com.mx/elsoldemexico/notas/n3419370.htm

¿Qué es la comida orgánica?

Federico Ling Sanz Cerrada*

Quizá este tema no sea político (o a lo mejor sí), pero me parece importante narrar una de las experiencias más interesantes que he tenido desde que debo desarrollar una buena parte de mi trabajo en la ciudad de Washington, DC. Como lo he dicho antes, ir y venir entre México y la capital estadunidense ha logrado poner en perspectiva algunas cosas de la vida cotidiana, y se pueden hacer algunas comparaciones entre las dos naciones. En muchos casos, la imagen de que en Estados Unidos todo funciona mejor, debo admitir que no me agrada del todo y no siempre es así. Por supuesto que hay varias situaciones en que el orden en las ciudades del vecino país del norte resultaría envidiable para México, pero hay varias que no. Por mencionar algunas diré la comida, los servicios médicos (en otra ocasión especificaré en qué casos), el metro, algunos servicios de televisión por cable, etcétera. Por extraño que parezca, tengo ejemplos concretos para demostrar que en muchos de los casos anteriores, las cosas en México funcionan mejor. No obstante lo anterior, mi objetivo en esta ocasión es hablar del tema que más me preocupa: la comida.

Para comenzar a escribir del asunto, quiero narrar una anécdota curiosa: nunca consideré como real lo que mis amigos me decían sobre las “dietas de engorda” en Estados Unidos. Uno asume que esto se debe al enorme tamaño de las porciones que se sirven al norte del Río Bravo, y que por tal razón uno come de más y suele subir de peso. Por supuesto que esto me sucedió a lo largo de todos los meses de comer en Estados Unidos, pero la sorpresa comenzó cuando me toca pasar tiempo en México y entonces, comiendo la misma cantidad de comida (sin que sea específicamente de dieta) reduje un poco mi peso. La verdad es que la primera vez se lo atribuí al clima y a la altitud, puesto que el metabolismo funciona con distinta eficiencia según los metros sobre el nivel del mar; pero de manera reiterada, al volver a Washington, me volvía a hinchar y mi peso comenzaba a subir nuevamente. Para no hacer el cuento largo, pregunté a varias personas y todas me dijeron lo mismo y llegamos a una conclusión posible: la calidad de la comida en Estados Unidos está por debajo de México. La comida en la Unión Americana no es orgánica (en su mayoría). Tiene añadidos artificiales, hormonas, químicos y compuestos industrializados y conservadores, además de que en muchos casos está genéticamente modificada. Por supuesto que todo esto tiene repercusiones en el organismo.

La razón: la economía y los costos. La comida orgánica puede costar el doble o el triple que la comida industrial. Si es que uno quiere comer “sanamente”, uno debe ir a los supermercados donde los alimentos no tienen esta serie de añadidos artificiales, pero debe uno estar dispuesto a desembolsar una fuerte cantidad de dinero; vaya, hasta el agua embotellada tiene vitaminas extra. En fin, sobra decir que en México la comida no solamente es deliciosa y extraordinaria, sino que prácticamente toda es orgánica; natural. Por poner un ejemplo burdo, si uno decide comer “tlacoyos de requesón”, me resulta sumamente complejo pensar que los tlacoyos y el requesón contengan hormonas de crecimiento y antibióticos en exceso, o que el maíz azul sea transgénico y por ende, sea una fuente poco sustanciosa de alimentación. Y lo mismo sucede con todo lo demás: los refrescos, las harinas, la carne, el pollo, por mencionar algunos.

La comida mexicana es una fuente confiable de alimentación y además es un manjar. Es uno de nuestros patrimonios, no solamente por lo artesanal de su preparación, sino por la extraordinaria calidad de los alimentos (y esto no quiere decir que las gorditas fritas de chicharrón sean saludables), pero me refiero a la naturaleza con que nuestros alimentos están cultivados y son procesados. Este es un tema con grandes implicaciones de salubridad y de beneficios económicos de las grandes empresas. La próxima semana seguiré abundando en ello.

http://www.federicoling.com y @fedeling

*Maestro en Análisis Político y Medios de Información

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s