Psicoanalizando al Leviatán

Psicoanalizando al Leviatán

por Federico Ling

Puede desplazar la barra utilizando las teclas y

Trajes hechos a la medida

enero 19, 2013

http://www.oem.com.mx/elsoldemexico/notas/n2800080.htm

Trajes hechos a la medida

Federico Ling Sanz Cerrada*

Creo que todos estamos familiarizados con el calificativo coloquial de “traje hecho a la medida”. Es decir, una serie de cosas, medidas o de situaciones hechas o fabricadas especialmente para determinada persona, institución u organización. Precisamente, la semana pasada hablábamos de la importancia de tener un diseño “hecho a la medida” en la administración pública federal y también hicimos énfasis en el tema del diseño, lo que implica y sus significados. Y traigo esto a colación porque, actualmente el diseño institucional en México quiere ser cambiado para dar paso a una nueva forma de administración pública. Las secretarías de Estado (Gobernación y Seguridad Pública principalmente) podrían alterar su funcionamiento de acuerdo al plan y diseño que el presidente Peña Nieto tiene en mente. En ese sentido, los trajes hechos a la medida cobran entonces relevancia.

¿Qué cosas van a cambiar en México con el rediseño institucional? Aparentemente las funciones policiales y de fiscalización en temas de servicio público. Pero la pregunta no es solamente si este rediseño es importante para que las circunstancias en México mejoren sustancialmente. Creo que la pregunta pertinente es qué otros cambios de fondo se deben implementar en el país para que evolucionemos en nuestra condición actual.

El nuevo gobierno del presidente Peña ha hecho énfasis en dos cosas: el combate a la corrupción y la “desnarcotización” del discurso político. Aparentemente estos dos cambios también representan un nuevo diseño de cómo hacer política en México. Pero todos sabemos que en el tema del combate a la corrupción no basta con meterlo al discurso o con modificar a la Secretaría de la Función Pública. En ese caso, lo que se requiere es algo mucho más agresivo y profundo, como por ejemplo, cambios estructurales y culturales. Entiendo bien que esta modificación no puede darse de la noche a la mañana, pero seguramente habrá algunas acciones que, desde el gobierno, se puedan llevar a cabo para asegurarnos de transitar en esa ruta.

Lo mismo sucede con el tema de la seguridad y el combate al crimen organizado. No por el hecho de sacarlo del discurso las cosas en México van a cambiar. El narcotráfico no va a desaparecer de la realidad, solamente porque dejemos de mencionarlo. Ciertamente ayuda el hecho de tener claridad discursiva al respecto, pero debemos entender que los cambios deben ser mucho más profundos.

¿Y todo esto que tiene que ver con los trajes hechos a la medida? Es sencillo: las condiciones de cambio no son iguales para un país o una sociedad y para el resto del mundo. Se necesitan soluciones específicas, fabricadas de manera expresa para ese tiempo y ese lugar. A eso se le llama “ubicación”. ¿Cómo ubicar las mejores soluciones para México? El presidente Peña Nieto ha pensado y ordenado que los cambios en la organización de las dependencias y en el discurso políticos de él y de sus colaboradores puede ser una excelente manera de comenzar. Estoy de acuerdo en ello, siempre y cuando sea solamente el comienzo. Necesitamos un diseño institucional que haga modificaciones más profundas y con un alcance mucho mayor. De otra forma no podríamos aspirar a evolucionar hacia mejores condiciones para México.

En resumidas cuentas, la importancia de tener trajes a la medida, es que éstos deben ser confeccionados artesanalmente y con cuidado. Es decir, no pueden ser producidos en volumen y debe prestarse atención hasta al mínimo detalle. Y es aquí a donde quiero llegar con todo esto: las soluciones que nos ofrece la clase política son razonables, pero debemos tener cuidado de no dejarnos engañar y quedarnos solamente con la apariencia. Creo que debemos confeccionar bien nuestro modelo y nuestro diseño político, porque las soluciones que México requiere son mayúsculas. Como bien dijimos la semana pasada, el riesgo mayor es que creamos que por cambiar la superficie de las cosas también va a cambiar el fondo; pero sabemos que no será así. La tarea de fabricar nuestro propio traje es solamente nuestra, y nos va a tomar un tiempo considerable. Es mejor empezar cuanto antes.

http://www.federicoling.com y @fedeling

* Maestro en Análisis Político y Medios de Información.

¿Qué te parece?

Por favor escribe comentarios educados y que se mantengan en el tema.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: