Psicoanalizando al Leviatán

Psicoanalizando al Leviatán

por Federico Ling

Puede desplazar la barra utilizando las teclas y

Instructivo para realizar una mudanza

abril 19, 2010

Hola! Les comparto mi último artículo! Ojalá les guste! Saludos,

http://www.oem.com.mx/elsoldemexico/notas/n1600067.htm

Federico Ling Sanz Cerrada 
Instructivo para realizar una mudanza
El Sol de México
17 de abril de 2010

1.- Motivos para mudarse. Hay muchos: el departamento donde vives queda muy lejos de tu trabajo; la casa donde vives ya no es suficiente o, por el contrario, es demasiado grande. Se me ocurren muchos más, pero lo importante es que debemos tener claros los motivos para hacerlo. De otra forma corremos el riesgo de mudarnos a otro departamento igualmente lejano de “la chamba”, o a una casa igualmente pequeña. En este sentido se me ocurrió pensar e imaginar al país como una casa. Y cuales serían los motivos para “mudar” nuestra casa llamada “México” a otras condiciones: unas donde estemos más cerca del desarrollo político y económico, unas donde haya cooperación institucional entre políticos, condiciones más plurales e incluyentes, para que “todos quepamos en la casa”. Pero cuidado, porque si nos mudamos sin saber a dónde o el porqué lo hacemos, podríamos acabar “más lejos”, o en una casa “más estrecha”.

2.- Ligero de equipaje. Conforme empacamos nuestras cosas podemos encontrar una caja vieja de cassettes con música de “moda”, viejas cartas de antiguas novias, dos rieles desvencijados para colocar persianas y un cargador de batería para un celular que ya está descontinuado; y todo eso lo guardábamos “por si se llega a ofrecer”. En la época del iPod, las persianas estilo “blackout” y los celulares tipo Blackberry, ¿para qué serviría todo lo anterior? Solamente conservaría las viejas cartas de amor, porque esas nunca pasan de moda. De igual forma, si estuviéramos mudando a nuestro país, encontraríamos en sus cajones al viejo sindicalismo clientelar y corporativo, a la vieja cultura política de la censura y la corrupción, a los monopolios anquilosados y a la nula costumbre de participación ciudadana. Sólo conservaría las referencias históricas de nuestra cultura y nuestras raíces porque, como las viejas cartas de amor, habla de quiénes somos. Lo otro sólo entorpece la mudanza.

3.- “Vivirás en el caos”. Hay un momento en el que se tiene que caminar entre cajas que contienen libros de la universidad y una licuadora entre latas de atún. Y en esas circunstancias hay que bañarse o cenar y a veces, los amigos “caen” y hay que recibirlos en esas condiciones. Pero es temporal y al final será mejor. Lo mismo podría suceder en México mientras nos mudamos: tendríamos que habitar entre una reforma política que permita la reelección, una reforma fiscal que elimine los privilegios de algunos sectores, y una reforma electoral y de telecomunicaciones que termine con la supeditación del estado ante los medios. Tal vez incluso tengamos que “recibir a los amigos” entre este caos, y esas reformas equivalen a caminar entre latas de atún y una licuadora sobre los libros, pero vale la pena porque al final el resultado será mejor y nos pone en la ruta de movimiento, de transformación.

4.- La nueva casa. Finalmente, uno tiene que dedicar un cierto tiempo a este momento complicado de subir cajas a un camión y llevarlas al nuevo departamento. No todas las cajas requieren la misma atención y cuidado. El “Kandinsky” que pintó la mamá de un amigo requiere un trato delicado, mientras que una caja de libros no tanto. Y cuando uno descarga todo esto en su nuevo hogar, volverá a habitar entre el caos y el desorden temporal. Y entonces, habrá que adaptarse a la nueva rutina y a los nuevos espacios. Lo mismo sucederá con nuestro país: tendrá que subir sus “cajas” al camión, y mudarse. Dejar atrás esas cosas que encontró en los viejos cajones y que no sirven para nada. Llegar a su nuevo hogar, y descargar poco a poco, con la delicadeza y precisión del “Kandinsky” que algunos temas requieren, como la sensibilidad social del Estado, o la pobreza o la inseguridad, y otros temas que, como las cajas de libros, requieren fuerza y un trato rudo, como el combate a la obesidad infantil o el combate a la corrupción. Y entre esas reformas habitará. Parecerá un caos, pero habrá comenzando, a través de la mudanza, la ruta de la transformación. Y aquello que se mueve y se transforma, está vivo y trasciende. Es la señal inequívoca de ello.

https://federicoling.wordpress.com ; @fedeling

*Maestro en Análisis Político y Medios de Información

¿Qué te parece?

Por favor escribe comentarios educados y que se mantengan en el tema.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: